Regresar

Transporte ecológico: combustible y tecnología 

Soporte
Soporte
En medio de especulaciones sobre el aumento del precio del combustible, el 2024 presenta innovaciones respaldadas por la IA para optimizar la logística y explorar alternativas como el hidrógeno verde, perfilando a México como un importante productor. Con inversiones en energías limpias y renovables, se vislumbra un futuro prometedor para el transporte y la economía nacional.

Estamos en vísperas de año nuevo y el anuncio del incremento en el precio de la gasolina no se ha hecho esperar. Mucho se especulaba sobre este hecho que se veía venir y que tarde o temprano se haría realidad. Aunque algunos afirman que no es un incremento brusco, se sabe que si impacta en las operaciones, y por consecuencia en el precio final al consumidor. 

Actualmente existen muchas herramientas ahora optimizadas por la IA que permiten hacer cálculos precisos de rutas y consumo de combustible, logrando asi presupuestos eficaces y una prospección en menor tiempo. Aunque estas herramientas también tienen otros beneficios como la telemetría, el mundo actual exige siempre nuevas formas de hacer las cosas conforme las condiciones sociales, geopolíticas y ambientales avanzan o retroceden, según el caso. Para 2024 se vislumbra un nuevo jugador que será crucial para cumplir con las regulaciones ambientales y contar con alternativas al combustible fósil. 

 Mucho se habla de la electrificación de flota y vehículos pequeños que han demostrado su eficiencia y popularidad en los últimos tiempos, puedes encontrar más información sobre este tema en el blog de C12 Mobility; pero no es la única alternativa frente al ya considerado obsoleto transporte de combustible fósil. En enero en el norte de nuestro país, concretamente en Nuevo León, se llevará a cabo la tercera edición de H2 Expo Hidrógeno, evento que reunirá a los principales actores de la industria del hidrógeno en México y el mundo. Se trata de un evento que gira en torno al hidrógeno verde, un combustible renovable y limpio que perfila a México como uno de los más importantes productores, según expertos, pues según la Agencia Alemana de Cooperación Internacional indicó que México tiene una capacidad de instalar hasta 22 TW de electrólisis; para producir cerca de mil 400 millones de toneladas de hidrógeno verde. Se sabe ya que el Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec ha despertado el interés de inversionistas daneses que planean destinar a uno de los polos de desarrollo de este corredor 10 mil millones de dólares con el objetivo de producir hidrógeno verde para sustituir el combustible fósil en buques; según declaraciones del Presidente Andrés Manuel Lopez Obrador. 

Así es como el 2024 se perfila a pocos días de su llegada como un periodo sumamente prometedor para el transporte y la economía en México. Las innovaciones y esfuerzos por la descarbonización y cumplimiento de ESG pueden ser más sencillos con la combinación de tecnología y energías limpias y renovables. Si bien el combustible fósil aún tardará unos años en desaparecer por completo, conocer estas alternativas, y mejor aún, que se desarrollen en el país puede traer grandes beneficios en su producción, importación y exportación, así como un conocimiento cercano a su desempeño y funcionamiento.